Inspectores confiscan mercancía de indígenas Triqui en el jardín Zenea en la capital de Querétaro

Encierran a artesanos indígenas triquis por manifestarse y aparte les quitan mercancía.

•“Venimos a recordar al gobierno municipal el acuerdo que hizo con nosotros que no ha cumplido”: manifestante.

Alrededor de las once de la mañana de este miércoles, autoridades que se encargan de regular el comercio informal en el municipio despejaron de su mercancía a indígenas Triqui que se manifestaban en Jardín Zenea por el aumento del monto de la licencia para poder trabajar. 


Los afectados después de ser despojados de sus pertenencias y mercancía valuada en cien mil pesos, (manifestado por ellos mismos) fueron encerrados en el jardín Zenea, donde permanecerán en el lugar hasta que les resuelvan o les devuelvan la mercancía que fue confiscada por los inspectores.


“Aquí venimos a recordar al gobierno municipal el acuerdo que hizo con nosotros que no ha cumplido [..] hoy venimos a manifestarnos porque no nos quisieron apoyarnos con el apoyo que pedimos, que nos dejaran vender para poder pagar nuestra licencia, son de las compañeras que están aquí en el andador Libertad”, señaló Claudio “R”.


El monto del derecho que tenían que pagar al ayuntamiento era de tres mil pesos, pero la falta de venta, la competencia desleal (argumentado por ellos) y la pandemia, los imposibilitó a pagar en tiempo y forma, por lo que el monto debido a recargos hizo que aumentara, decidiendo manifestarse y ocupar un espacio del Jardín Zenea, para vender sus productos, señaló uno de los afectados en el lugar.


“Llegaron jalaron las cosas y empujaron aquí a la señora embarazada y la lastimaron, así a la otra señora también con su bebé que estaba ahí amamantando al bebé”, acusó Claudio.


Esta comunidad Triqui en Querétaro tiene alrededor de 35 años en el estado y su fuente de ingreso es la venta de artesanías en el andador 16 de septiembre y en la plaza Constitución.